La Organización de Profesionales Autónomos (OPA) Extremadura ha pedido al Ejecutivo extremeño que incorpore a las medidas incluidas en el nuevo Plan de Autónomos, que se negocia con el sector, iniciativas para minimizar el impacto negativo del actual estado de alerta una vez se retorne a la actividad.

El presidente de OPA Extremadura, Fernando Segador, ha manifestado a Efe que semanas antes de la llegada del estado de alarma la administración autonómica y el sector se habían reunido en diversas ocasiones para consensuar un nuevo Plan de Autónomos de impulso de este área.

Segador entiende que ante la situación actual “habrá que darle una vuelta al plan” y sumar medidas que contribuyan a lograr la supervivencia de los negocios de los autónomos cuando concluya el confinamiento y regrese la actividad para muchos de ellos.

El texto abordará cuestiones como el relevo generacional o la denominada “segunda actividad”, con el objetivo entre otros de facilitar la duración de los negocios de los autónomos. A todas estas medidas el sector quiere que se añadan nuevas iniciativas dirigidas por ejemplo a los autónomos que hoy permanecen en sus casas sin poder continuar con su actividad a causa del confinamiento.

El presidente de OPA Extremadura ha afirmado que la intención es mantener una reunión con el Ejecutivo autonómico “cuanto antes” una vez finalizado el estado de alerta para abordar estas medidas, que son “fundamentales” junto a las que ha anunciado el Gobierno central.

En este último caso, la asociación ha destacado la moratoria de seis meses instaurada por el Gobierno en cotizaciones y aplazamientos de deuda, aunque cree que se debe avanzar aún en aspectos como por ejemplo el aumento de la prestación por cese de actividad.

“Las familias con autónomos cuyos ingresos se basan en la actividad de un negocio ahora paralizado no pueden vivir con menos de 700 euros al mes, -ha afirmado- qué mínimo que se instaure la base de cotización mínima actual, 944 euros, entre otras ayudas”.


Comparte en tus redes sociales: