El Consejo de Gobierno de la Junta de Extremadura ha autorizado este miércoles cuatro convocatorias de subvenciones a colectivos vulnerables, entre los que se encuentran las personas con discapacidad o las que tienen algún trastorno o enfermedad mental grave, que suman un importe de 3.901.700 euros.

Así lo ha anunciado la consejera de Igualdad y portavoz de la Junta de Extremadura, Isabel Gil Rosiña, quien ha destacado el hecho de que la convocatoria se haya realizado por tramitación anticipada con el objetivo de que, una vez esté vigente el presupuesto de 2021, actualmente en trámite parlamentario, se pueda disponer de esos fondos para los colectivos “que necesitan del acompañamiento de las políticas públicas”.

De este modo, ha añadido Gil Rosiña, las ayudas podrán “llegar antes a la gente y llegar mejor” a esos grupos de personas a las que van destinadas, ya que se podrá disponer “prácticamente de la totalidad de los meses del año para ejecutar los proyectos una vez que se abra el nuevo proyecto de presupuestos”.

En este sentido ha agradecido, además, el diálogo y la colaboración con el CERMI (Comité de Entidades de Representantes de Personas con Discapacidad de la Comunidad Autónoma de Extremadura) que realizó la propuesta para que estas convocatorias pudieran tener la tramitación anticipada.

Entre las convocatorias autorizadas se incluyen los incentivos destinados a favorecer la contratación de personas con discapacidad en el mercado ordinario de trabajo, dotada con un presupuesto de 1.300.000 euros que podría incrementarse si hubiera una mayor demanda por parte de las empresas.

La convocatoria establece tres modalidades de ayudas y fija un incentivo adicional si las empresas o los profesionales colegiados demandantes proceden de localidades con menos de 5.000 habitantes.

Gil Rosiña ha recordado también que en el Consejo de Gobierno del pasado 18 de noviembre se acordó destinar 11 millones de euros para la contratación de personas con discapacidad en centros especiales de empleo.

El Ejecutivo ha autorizado también la convocatoria de subvenciones a entidades privadas sin fin de lucro para el desarrollo de proyectos de normalización dirigidos a personas con discapacidad, por importe de 1.125.000 euros, concretamente para programas de orientación e inserción laboral, integración social y promoción de la imagen de las personas con discapacidad.

La portavoz del Ejecutivo ha reiterado la necesidad de destinar recursos públicos a las personas con discapacidad para mejorar su normalización tanto en el desarrollo de sus vidas como en su integración en la sociedad extremeña.

La tercera de las convocatorias tiene como destinatarias a las personas con trastorno o enfermedad mental graves y está dotada con 851.700 euros. Concretamente, las ayudas tienen como finalidad el desarrollo de programas de apoyo residencial, integración laboral, integración social y promoción de la imagen positiva de las personas con trastorno mental grave o enfermedad mental grave.

Por otra parte, los jóvenes son el grupo de población al que va dirigida la cuarta convocatoria de subvenciones, un colectivo al que “se ha señalado quizá demasiado en esta crisis”, según ha señalado Gil Rosiña, quien también ha recordado que muchos jóvenes han trabajado como  voluntarios en las plataformas que se han constituido con motivo de la aparición de la Covid-19.

Las ayudas a las asociaciones juveniles cuentan con una dotación de 625.000 euros y también se convocan por tramitación anticipada, ya que este era uno de los compromisos de la Junta de Extremadura al no ser convocadas las ayudas correspondientes a 2020 porque se consideraron prioritarias otras actuaciones y ante la imposibilidad de que las asociaciones llevaran a cabo sus proyectos como consecuencia de la pandemia.

Gil Rosiña ha agradecido también la interlocución y el diálogo eficaz con el Consejo de la Juventud de Extremadura y el esfuerzo realizado a su vez por el Instituto de la Juventud de Extremadura.

Comparte en tus redes sociales: