Lo anunció en la presentación de los carteles de esta 30 edición donde debuta el alumno de la Escuela Taurina, Manuel Perera

   El pasado sábado 25 de enero tuvo lugar en Olivenza la presentación de los carteles de la XXX Feria Ibérica del Toro. El acto congregó a autoridades y empresarios del mundo taurino junto a figuras del toreo como Emilio de Justo o Ginés Marín. También asistieron promesaas  emergentes como Manuel Perera, que en esta edición de la feria debutará con picadores en la novillada prevista para el viernes, 6 de marzo, junto a Diego San Román y Tomás Rufo, que lidiarán reses de las ganaderías de Luis Albarrán, Juan Albarrán, El Freixo, de José Luis Iniesta, de Alejandro Talavante y de Vistalegre. De hecho, la Diputación de Badajoz dedicará un premio a la mejor ganadería de la novillada.

Entre las intervenciones de las autoridades, Ramón Ropero Mancera, vicepresidente tercero y diputado de Cooperación Internacional al Desarrollo y Tauromaquia de la institución provincial, destacó la labor que la Diputación viene desarrollando a lo largo de las últimas décadas en pro de la tauromaquia. Además, anunció conversaciones con todas las fuerzas políticas presentes en la Diputación para solicitar que la Feria del Toro de Olivenza sea declarada Fiesta de Interés Turístico Nacional.

Ramón Ropero también reveló que se instaurará también un premio desde la Diputación de Badajoz para galardonar al mejor novillo en la novillada concurso, de entre todas las ganaderías de Olivenza y el resto de la comarca.

Por su aprte, el diputado de Turismo y Transformación Digital de la Diputación de Badajoz y alcalde de Olivenza, Manuel José González Andrade, recordó la importancia que la Feria tiene para Olivenza y cómo ha venido incidiendo en los últimos treinta años en el desarrollo socioconómico de la ciudad.

Comparte en tus redes sociales: