La concejala de Bienestar Social, Isabel Ballesteros, ha anunciado que las ayudas para el servicio de teleasistencia están dotadas con 4.000 euros, dentro de la línea destinada a la atención social del Plan #Almendralejo también SUMA+, de medidas urgentes y extraordinarias ante la situación del COVID19. 

Ballesterios explicó que en los últimos ocho años este servicio ha ido disminuyendo hasta quedar paralizado. Actualmente la teleasistencia municipal se mantiene en 46 terminales activos (beneficiarios de dicho servicio). «Con la ampliación que hemos aprobado el jueves en pleno, duplicaremos esta cantidad, llegando a la cifra de 100 usuarios», ha anunciado la concejala.

La teleasistencia domiciliaria es un servicio de atención y apoyo a personas mayores, personas con discapacidad y dependientes que actúa de manera permanente ante cualquier dificultad que se produzca en la vida diaria de los usuarios, movilizando los recursos sociales y sanitarios necesarios ante una situación de emergencia, inseguridad, soledad y aislamiento. La teleasistencia garantiza una atención telefónica a nivel informativo, seguimiento en los casos que  lo requiera, servicio de contención de situaciones de angustia, atención a emergencias, apoyo emocional, etc., de ahí la importancia de dicho servicio.

La concejala indicó que en el Plan «hemos apostado de forma urgente, pero no única, por la mejora de la atención domiciliaria, el reparto de alimentos y productos de primera necesidad, teleasistencia, ayudas directas a familias vulnerables donde no lleguen las proporcionadas por otros programas, lucha contra la violencia de género, etc». En total se invertirá en atención social 94.000 euros.

Se incluye también en este apartado, una vez que se ha tornado obligatorio el uso de mascarillas en determinadas circunstancias, una partida para adquirir 70.000 unidades y que estudiaremos su reparto para que lleguen a toda la población.

En cuanto a la ayuda a domicilio, Isabel Ballesteros señaló que «desde el primer día que comenzó está crisis sanitaria hemos ampliado tanto el número de horas como el número de usuarios manteniendo a los ya atendidos y agilizando la lista de espera». Los mayores son el colectivo más castigado por esta crisis sanitaria y por ese motivo, este colectivo ha sido una de las prioridades de este Equipo de Gobierno.

En este sentido, y gracias al millón de euros concedido por la Diputación de Badajoz dentro de su «Plan Suma», destinados a la creación de empleo, «ampliaremos el número de trabajadores de ayuda a domicilio para aumentar el número usuarios. Nuestro objetivo es que ninguna persona mayor dependiente quede desamparado en estos duros momentos», apostilló la responsable de Bienestar Social.

Comparte en tus redes sociales: