El botellón que los más jóvenes de la ciudad suelen realizar en la tarde de Nochebuena en la calle Cometa será trasladado al recinto ferial. Así lo ha explicado el concejal de Seguridad Ciudadana, Juan Arias, tras las declaraciones realizadas la pasada semana en la emisora municipal en las que apuntaba que no se permitirá su celebración en la vía pública. El primer teniente de alcalde se reitera en sus afirmaciones, recordando que el ayuntamiento “no puede ni debe fomentar el botellón”. Para ello se ha basado en un informe elaborado por la Policía Local en el que se apunta que no está permitido el consumo de bebidas alcohólicas por la Ley de convivencia y ocio. En este estudio también se alude a la dificultad para acceder al lugar en el caso de suceder algún incidente si la calle cuenta con una considerable acumulación de personas. De hecho, aunque el informe policial cita que suelen concentrarse unos 2.000 jóvenes, esa cifra podría haberse incrementado algunos años hasta los 4.000 asistentes. Arias ha destacado que se trata de “preservar la seguridad de todos los ciudadanos”, añadiendo que esta decisión se ha tomando “en consenso” por parte del equipo de gobierno.
El concejal ha explicado se están planteando diversas alternativas de ocio para la tarde de Nochebuena, para lo que se está contando con el sector hostelero. Es por ello que están abiertos a sus propuestas, del mismo modo que están barajando diferentes posibilidades en el recinto ferial. Así las cosas, la calle Cometa “estará vigilada” y la Policía Local estará al tanto por si es necesario cortarla, aunque no se permitirá el botellón, según ha reiterado Arias.
información de Juan José Reyes RCB

Comparte en tus redes sociales: