El pasado año, el Plan Renove del Gobierno, destinado únicamente a renovar la maquinaria de purines, dejó dos millones de euros sin gastar. Este año, el mismo Plan, abierto como venía pidiendo todo el sector a todo tipo de maquinaria, se ha gastado todo el presupuesto en un mes. Esto está provocando que ya es prácticamente inútil pedir una ayuda a estas alturas del año, ya que salvo alguna renuncia no se podrán cubrir las nuevas peticiones, que ya se encuentran en lista de espera.

Y el enfado por esta situación se extiende por todas las organizaciones agrarias. Si primero fue COAG la que denunció esta situación, ahora Unión de Uniones, tras consultar la disponibilidad de recursos del Plan Renove, constata, como ya advirtiera, que el presupuesto es totalmente insuficiente y lamenta tener razón y que el presupuesto manejado por el MAPA haya sido, a todas luces, insuficiente para cubrir toda la demanda existente.

TODAS LAS SOLICITUDES QUE ENTREN A PARTIR DE AHORA ESTARÁN EN LA LISTA DE ESPERA

Unión de Uniones, en fecha de 8 mayo, comprobaba cómo por la mañana, en la web de Gestión del Renove, había disponible 258.598 euros y por la tarde ya solo quedaban 31.518 euros, lo que denota claramente la necesidad del Plan y, por otro lado, la escasez de la partida.

Ante la falta de fondos disponibles la convocatoria ha entrado en reserva provisional. Ello significa que, de no adoptarse medidas para ampliar el presupuesto, quedarían previsiblemente sin atender, salvo que haya renuncias, todas las solicitudes que entren a partir de ahora en la lista de espera, ya que los expedientes se resolverán por riguroso orden de entrada

El año pasado el Plan RENOVE se centró solo en la adquisición de cisternas de purín con sistemas de localización de productos en el suelo o en su adaptación, ignorando al resto de maquinaría agrícola incluso en el último periodo cuando había margen de maniobra para incorporarlas. Así, se quedaron sin implementar alrededor de en total 2,3 millones de euros.

Unión de Uniones ha constatado y denunciado el bajo grado de ejecución de presupuestos del Ministerio de Agricultura, que en los últimos 4 años habría dejado sin gastar unos 8.700 millones de euros y que, además, los cambios de crédito presupuestario han sido una práctica habitual en el departamento. Por lo tanto, la organización solicita que la admisión de solicitudes del Renove agrícola «quede abierta y que se habiliten los fondos que sean necesarios para atender la totalidad de la demanda de subvenciones que se presente».

Asimismo, pide al MAPA que se considere incluir de nuevo los costes del proyecto de reforma para colocar el dispositivo de purines y los derivados de la homologación de la maquinaria; gastos que, en un reciente cambio de criterio, ha dejado fuera de la ayuda Renove.

Agroinformacion.com

 

Comparte en tus redes sociales: