La Junta de Extremadura ha defendido que los “agricultores genuinos”, es decir, aquellos que desarrollen la actividad agraria en el territorio, sean los que tengan derecho a recibir los pagos directos de la Política Agraria Comunitaria (PAC).

La consejera de Agricultura, Desarrollo Rural, Población y Territorio, Begoña García, ha informado en rueda de prensa en Mérida de la posición defendida por Extremadura en la Conferencia Sectorial sobre la Política Agraria Comunitaria (PAC) celebrada este pasado jueves tras el acuerdo europeo de esta semana.

En su intervención, la consejera de Agricultura ha considerado que aquellos perceptores de la PAC que declaran barbecho exclusivamente o pastos sin ganado y “sin una actividad agraria claramente constatable”, sean “eliminados de lo que se considera agricultor genuino”.

García Bernal ha resaltado también la apuesta de Extremadura por un “régimen de pequeños agricultores”, que tendría un pago simplificado, ya que lo que se pretende es que “se siga incentivando el desarrollo, aunque sea a tiempo parcial, de la agricultura y ganaderías en muchas comarcas desfavorecidas”, en las que según ha dicho, estos ingresos “tienen un papel muy importante en la lucha contra la despoblación y desde el punto social y medioambiental”.

En ese punto, el Ejecutivo extremeño propone un máximo de entre 2.000 y 3.000 euros, así como un máximo de hectáreas que se pueda declarar, ha resaltado la titular extremeña de Agricultura, quien ha reafirmado que “es fundamental la comprobación de que se realiza la actividad agraria”.

 

Comparte en tus redes sociales: